La magia del orden

la magia del orden

El libro del que todo el mundo habla. El libro que cambiará tu vida. El libro al que le tenía unas ganas enormes. El libro que ¡por fin! he leído… y sí, he seguido. Y es que La Magia del Orden (o The Life-Changing Magic of Tiying up en su versión inglesa) no deja a nadie indiferente.

Se trata de un libro que a través del método creado por su autora, te enseña cómo conseguir ese orden que tantos deseamos, tanto en nuestra casa u oficina, como en nuestra vida. Y es que como explica Marie Kondo, la autora, el orden de nuestro espacio, de nuestras cosas, nos lleva a alcanzar ese orden psíquico o mental, y viceversa.

Seré honesta con vosotros y os diré que aunque es muy fácil y rápido de leer, tiene mucho (al menos según mi parecer) de rallada mental. Se puede ser una persona ordenada sin hablar a la ropa o a los cacharros de la cocina 😉 Aún así, como os he dicho antes, el libro tuvo un efecto inmediato en mí y en cuanto lo terminé organicé un día para probar el método y ver si funcionaba, ¡y vaya si lo hizo!

lamagiadelorden
Fotografía de @monica_diago

Como la limpieza de armario me asustaba un poco, decidí empezar con todo el tema de papeles y libros para luego seguir examinando cajón por cajón. Marie explica que primero, antes de colocar, hay que deshacerse de todo lo que no nos haga felices ya que tendemos a acumular cosas y cosas con excusas como me podría ser útil en el futuro, esto por si acaso o es que me da pena tirarlo, y jamás volvemos a verlos si quiera. Libros de texto del instituto, apuntes y exámenes de Selectividad, guías de viaje y mapas de carretera, instrucciones de aparatos que ya ni siquiera tenía, esos aparatos que creía que no tenía y que llevan sin funcionar años, cartas del banco y facturas de mi primer móvil (¡¡!!)… y así 4 bolsas de basura y una caja.

Como en un día no me dio tiempo a todo, tuve que hacer una segunda vuelta en la que ya sí que sí me ocupé de la ropa. Siguiendo el método, saqué toda la ropa de todos lados y fui examinando prenda por prenda, pensando cuándo me la había puesto por última vez, cuántas veces la había usado y si me hacía feliz tenerla. No fue tarea fácil ni corta, pero fue muy liberador. Tras desechar, me puse a colocar todo y ahora mi armario y mi cuarto parecen otros. Antes incluso me agobiaba estudiar o trabajar en él por la cantidad de cosas que había por todos lados, ahora en cambio, me transmite incluso paz y puedo trabajar y descansar mejor. Tengo lo que necesito y quiero, y no echo en falta nada de lo que me deshice. Creo que ese era el objetivo y lo he alcanzado: el orden.

Ahora sí, después de todo el trabajazo hay que cambiar también el chip para que ese orden continúe. Yo personalmente, he reducido muchísimo el ritmo de compras (tanto de ropa como de mi adorada papelería), y es que ahora cuando quiero comprar algo me hago las mismas preguntas que cuando me puse a tirar todo aquello que ya no me decía nada, quedándome sólo con las cosas que realmente me ilusionan, me son útiles y me hacen feliz. Es una tarea complicada pero con la práctica todo se alcanza 🙂

Como veis me gustó el libro y por supuesto lo recomiendo. ¿Lo habéis leído ya? ¿Os gustó? ¡Contadme! 🙂

Anuncios
La magia del orden

3 comentarios en “La magia del orden

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s